HIDROCARBUROS EN UNA LUNA DE SATURNO: TITÁN

 

Javier Holst

La Nasa detectó compuestos orgánicos PAH (hidrocarburos aromáticos policíclicos) en la atmósfera de este satélite. Es el cuerpo celeste más lejano a la Tierra al que se ha logrado enviar una sonda con motivos de investigación. La sonda automática Cassini nos proporciona información demostrando que hay lagos líquidos de hidrocarburos que, dicen, se asemejan a los de la ‘Tierra primitiva’, con la única diferencia de que la temperatura en esta luna es de 179 grados bajo cero. Esta sonda fue enviada por la NASA, pero la Agencia Espacial Europea respondió enviando el módulo Huygens, el cual también reveló datos significativos durante su aterrizaje y una vez llegado a la superficie de Titán.

Es significativa la presencia de lagos de metano y etano que forman nubes y ocasionales lluvias.

Una neblina naranja dificulta la visión de la superficie, pero gracias a estas sondas se ha podido estimar . Los PAH están presentes entre 900 y 1250 kilómetros de su superficie, por lo que se puede hablar de una cantidad significativa. Estos compuestos absorben los fotones ultravioleta del Sol, que son muy energéticos, rápidamente redistribuyen esta energía a nivel interno que finalmente vuelve a ser emitida en el infrarrojo.

Personalmente creo que son importantísimas este tipo de misiones, ya que hallar planetas habitables o con condiciones que hagan pensar que vayan a serlo, podría ser la solución a un futuro problema de población o de agotamiento de los recursos necesarios para subsistir. A su vez nos indica que podríamos no estar solos en el universo ya que, si en nuestro planeta se dieron circunstancias similares a las de Titán, por ejemplo, hace millones de años, ¿por qué no iba a haber ocurrido en otro planeta? La investigación del espacio para intentar comprender el universo es algo esencial tanto por conocer donde vivimos, como para, en cierto modo, asegurar nuestra seguridad, ya que si se encontrasen formas de vida que pudieran suponer una amenaza tendríamos que prepararnos para hacerle frente.

JAVIER HOLST

1º A BACHILLERATO

This entry was posted in Física, Química, Sin categoría. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *